2019

17 de diciembre de 2019

Las exportaciones catalanas a Estados Unidos y China crecen más de un 40% en cinco años

Las exportaciones catalanas a las principales economías mundiales, Estados Unidos y China, se han incrementado notablemente en el último lustro y han registrado un crecimiento superior al 40%, hasta la cifra conjunta de 4.000 millones de euros, un 5,5% del importe global y entrando ambas en el “top diez” de destinos de las exportaciones catalanas. En concreto, según indica un estudio de Deutsche Bank, las exportaciones a EE.UU. aumentaron un 42,6%, mientras que al gigante asiático lo hicieron en un 42,33%.

La guerra comercial en la que se encuentran inmersos ambos países podría tener impacto directo en las ventas catalanas y no solo de manera negativa, ya que el aumento de los aranceles está propiciando que ambos países busquen nuevas oportunidades de compra en otros mercados.

No obstante, pese al crecimiento de estos países, la zona euro sigue siendo el destino principal de las exportaciones catalanas y supone el 50% de las ventas, liderado por Francia, Alemania, Italia y Portugal, tal como muestra el estudio de Deutsche Bank realizado a partir de datos de las Cámaras de Comercio, la Agencia Tributaria y la Secretaria de Estado de Comercio. Entre los países de la zona euro, destaca el avance de Irlanda, donde las ventas han aumentado un 121%.

“Las empresas exportadoras deberían considerar a la zona euro como un mercado doméstico, pero aún representan la mitad de las ventas de las compañías catalanas. En un mundo globalizado como en el que vivimos, debería aumentar la diversificación e incrementarse la exportación a otras áreas geográficas”, explica Fernando Montes, Director Regional de Empresas de Catalunya de Deutsche Bank.

Por su parte, las exportaciones a Reino Unido tan sólo se han incrementado un 5,7% en el último lustro. Esta cifra, aunque positiva, es bastante inferior a la del resto de países vecinos, y “muestra el impacto de la incertidumbre causada por el Brexit”, apunta Montes.

“Para las empresas exportadoras, una de las claves del éxito radica en la diversificación. Es muy importante que las ventas no se concentren en unos determinados países, ya que diversificar permite evitar que los momentos de crisis de algunas regiones lastren las cuentas globales”, afirma Montes.

Un ejemplo de ello es la evolución de las exportaciones a Brasil y Rusia, cuyas economías se han visto afectadas durante los últimos años por la crisis económica. Las ventas a Brasil disminuyeron un 24,5%, mientras que las exportaciones catalanas hacia Rusia descendieron un 16,5%.

Por el contrario, Europa Oriental está ganando relevancia. No en vano, Polonia se sitúa ya como en undécimo país al que más exporta Cataluña tras experimentar una subida del 37% desde 2014, alcanzando un volumen de más de 1.400 millones de euros. Pero no es el único. Rumanía, Bulgaria y Hungría, también registraron crecimientos del 76%,59% y 40%, respectivamente.

Fuera de Europa, entre los países vecinos, sobresale el aumento de las exportaciones de origen catalán a Marruecos, con un alza del 32% en los últimos cinco años, que le permite entrar a formar parte del top diez de destinos preferidos por las compañías exportadoras catalanas. “Los datos reflejan el dinamismo de las empresas catalanas y que el sector continúa siendo robusto y competitivo internacionalmente”, subraya Montes.

Por su parte, las ventas a América del Norte se elevaron un 42%, además de por las compras de Estados Unidos, por el incremento de las ventas a México y Canadá, con un 25% y un 43%, respectivamente. “Canadá se presenta como una oportunidad para las empresas catalanas. En la actualidad, se sitúa en la posición número 40 de países importadores de bienes catalanes, pero ha tenido un crecimiento importante en los últimos años. Creemos que la entrada en vigor del tratado de libre comercio entre Canadá y la Unión Europea, y el hecho de que sea una economía avanzada y de consumo, con estabilidad política, lo hacen un destino atractivo”, afirma Montes.

Durante el último lustro, el volumen total de las exportaciones catalanas ha aumentado un 18% hasta alcanzar los 71.623 millones de euros en 2018, poniendo de manifiesto la fortaleza de las ventas.



Ver todas las noticias

Utilizamos cookies analíticas propias, que nos informan sobre sus hábitos de navegación para mejorar la calidad de nuestros servicios y la experiencia de navegación. Si continua navegando entenderemos que consiente en la instalación y uso. Para más información, visite nuestra politica de cookies.
Footer Navigation:
Actualizado a: 17.12.2019
Copyright © 2020 Deutsche Bank Sociedad Anónima Española